Conmemoramos el 10 de Septiembre con un encuentro para la Prevención del Suicidio


Este martes 10 de septiembre nos reunimos en el auditorio Borges de APOC, representantes del Centro de Asistencia al Suicida, Escenarios Saludables y Red Solidaria, en un encuentro abierto a la comunidad para conmemorar el Día Mundial para la Prevención del Suicidio, renovar nuestro compromiso con las tareas de prevención y sumar a más personas a las consignas de que “el suicidio se puede prevenir” y “todos podemos ser preventores”.

En representación de Escenarios Saludables, su presidente Marcos Gabriel Vanzini y Héctor Luis Palacios nos contaron la experiencia de su asociación en Monte Quemado, una pequeña población en Santiago del Estero donde se habían producido una serie de suicidios; de cómo desde la escucha y la acción directa en la comunidad lograron, en primer lugar, establecer un vínculo de confianza mutua con sus habitantes y, desde allí, que la comunidad en su conjunto y muchos de sus habitantes pudieran hablar de lo que les estaba pasando venciendo el tabú y el miedo. Mediante esta práctica, no solo redujeron los índices de suicidio en la comunidad sino que consolidaron su organización que hoy aplica su experiencia en poblaciones más grandes como Santiago del Estero o el oeste del Gran Buenos Aires, realizando tareas de prevención del suicidio mediante acciones directas en la comunidad como charlas, conferencias y difusión en redes sociales.

Por el Centro de Asistencia al Suicida, miembros de su Comisión Directiva, Ana Salas, Alberto Fernández y María Demiryi, nos hablaron de la institución: su historia de más de 52 años desde su fundación en 1967 con el objetivo central de prevenir el suicidio desde la asistencia gratuita, confidencial y anónima a personas en crisis, tomando como modelo a instituciones similares que empezaban a aparecer en Europa y Estados Unidos. El Centro de Asistencia al Suicida, desde sus comienzos adoptó un modelo de asistencia basado en la escucha, la contención emocional y el acompañamiento en la reflexión, y buscó multiplicar esta tarea de prevención en cursos de formación de aspirantes a voluntarios, charlas en instituciones, cursos para profesionales, congresos, simposios y difusión de las pautas básicas de la prevención del suicidio a la comunidad en general. Siempre con el convencimiento de que para lograr una red efectiva de prevención del suicidio es necesario que más personas se involucren,ya sea sumándose como voluntarias a una institución como la nuestra o actuando como preventores en su vida cotidiana. En este sentido María Demiryi nos habló de los mitos sobre el suicidio que tanto obstaculizan las tareas preventivas y de las precauciones básicas frente al riesgo de suicidio que nunca debe ser minimizado.

También contamos con la presencia de Judit Josis, voluntaria retirada del Centro de Asistencia al Suicida que nos habló de su experiencia como voluntaria durante más de 20 años, que ella define como enriquecedora. Según sus palabras “uno llega a la institución con muchas ganas de dar, pero permanece en ella porque se da cuenta de que recibe mucho más de lo que da”. Nos habló también del prejuicio social sobre la tarea de asistencia cuando en realidad, pese a la crudeza de algunas situaciones, lo que se impone es la alegría profunda y la satisfacción de haber podido ayudar.

Finalmente Juan Carr de Red Solidaria nos habló de la tarea de las asociaciones que nuclea “ayudando en lo que haga falta” ya sea acercando ayuda a una zona inundada o buscando a un chico perdido, pero confiesa que desconocía la magnitud de lo que él denomina “la epidemia silenciosa del suicidio” de la que apenas se habla pero mata entre 8 y 9 argentinos cada día, por lo que valoró el accionar del Centro de Asistencia al Suicida y otras instituciones que indirectamente “salvan vidas” o, como decimos nosotros, acompañan a los que sufren y les muestran alternativas para que ellos mismos se salven.

Agradecemos a todos los presentes porque, como también indicó Juan Carr, el hecho de que tantas personas se reúnan con la intención de ayudar al otro es algo que debe llenarnos de esperanza.

Hay muchas formas de ayudar a prevenir el suicidio:

Si quiere sumarse a nuestra causa como voluntario del Centro de Asistencia al Suicida ingrese aquí.

Si quiere donar un aporte mensual mínimo para que podamos asistir a más personas que sufren ingrese aquí.

Si quiere actuar como preventor en su vida cotidiana le puede ser de utilidad leer nuestros recursos para la prevención.

Si comparte esta página en sus redes sociales ya está ayudando.


32 vistas